La inspiración y creatividad de los guionistas y las productoras de televisión no parece tener fin, y si lo tiene, siempre se pueden adaptar los relatos que la literatura nos ha brindado a lo largo del tiempo. Esta parece ser una de las premisas de dos de las grandes cadenas de televisión estadounidenses. Por un lado, la NBC estrenará en otoño  “Grimm”, creada por David Greenwalt y Jim Kouf, culpables entre otras de Buffy Cazavampiros y Ángel. Por otro, la ABC hará lo propio con “Once Upon a Time” una producción de Adam Horowitz y Edward Kitsis, guionistas de Lost.

“Grimm”, cuya premiere está programada para el 21 de octubre, es la historia del detective Nick Burkhardt, al que dará vida David Giuntoli. Recién llegado al cuerpo de homicidios de Portland, descubre que posee la capacidad de distinguir entre humanos y bestias. Descendiente de un grupo de la elite de cazadores conocidos como “Grimm”, Nick usará su don para atrapar a los hombres del saco, licántropos y demás bestias. Dos días después, el 23 de octubre, se estrenará  “Once Upon a Time”. Este título tan “cuentista” nos narra  la vida de Emma Swan, Jennifer Morrison (House), una mujer hecha a sí misma que llega a Storybrooke, un pequeño pueblo en el que realidad y ficción se entremezclan y comparten protagonistas. Henry, el pequeño Jared Gilmore, es el único habitante de la localidad que no está bajo la influencia de su madre adoptiva, la malvada Regina, y deberá guiar a la protagonista entre las fábulas tradicionales y la inquietante realidad.

A la vista de ambos trailers, la serie de la ABC es un producto familiar con bastante drama y algo de acción, mientras que “Grimm” es la última vuelta de tuerca a los procedimentales policíacos. Los efectos especiales y la calidad de las imágenes que todos reconocemos en fábulas  serán elementos importantes que contribuirán al éxito de las series. Al igual que los guiones, que podrían pecar de agotamiento y falta de ideas excesivamente pronto. Por el momento, los cuentos parecen ser una fuente de inspiración muy de moda y en los próximos dos años podremos ver cuatro versiones del clásico de los Grimm, Blancanieves. Antena 3 prepara además “Érase una vez”, una adaptación de los cuentos más populares, trasladados a nuestra época: una adolescente conflictiva llamada Caperucita, los Tres Cerditos como atracadores de bancos…

Dentro de unos meses quizá nos parezca que la ficción peca en exceso de cuento.

(Este post fue publicado el 6 de agosto en el suplemento de la televisón de La Vanguardia, TvManía.)

Anuncios