rs_560x420-140509111158-1024.the-mindy-project-key-art

Esta noche regresa a FOX, en uno de los primeros retornos de la temporada 2014-2015, la ginecóloga más simpática, soñadora y colorida de la pequeña pantalla, la Doctora Mindy Lahiri. El personaje interpretado y creado por Mindy Kaling afronta su tercera temporada con una importante novedad en su vida, y la serie se enfrenta al desafío de mantener el interés en la historia aunque uno de los principales retos se haya alcanzado. Y es que la buena de Mindy, la ginecóloga, después de probar suerte con un ministro de la Iglesia con ansias de predicar por el mundo, un abogado con una personalidad inquietante y otros cuantos que es mejor no recordar, ha encontrado en su compañero de trabajo, el presuntuoso pero adorable Danny Castellano, el hombre con el que compartir su vida.

A pesar de que sería lógico pensar que, como hemos visto alguna que otra vez, éste escenario romántico podría ser temporal, y la pareja terminaría rompiéndose para volver a comenzar con la premisa inicial, la creadora ha comentado que no tiene previsto regresar a la soltería. Lo que sí parece entrar en sus planes dar un pequeño giro a la serie y otorgar más peso al personaje interpretado por Chris Messina. Y prueba de ello es el fichaje de Rhea Perlman, la inolvidable Carla Tortelli de Cheers, para interpretar a la madre del Doctor Castellano, y con ello la suegra de Mindy, una mujer que no verá con buenos ojos que la novia de su hijo sea tan dominante. El primer episodio de la tercera temporada en el que la novia y la madre de Danny medirán sus fuerzas será el tercero, que muy apropiadamente se titula Annette Castellano is My Nemesis.

Pero The Mindy Project no se va a centrar únicamente en el amor romántico y correspondido, que refleje la lucha diaria de cualquier pareja, y las tramas del “sufrido soltero” quedarán reservadas para Peter, el rol interpretado por Adam Pally, que continuará tratando de conquistar el corazón de aquella que se ponga a tiro. Por su parte, Morgan y Tamra deberán definir su relación, mientras Beverly se convierte en personeje regular y la inocente Betsy regresará puntualmente como actriz invitada, siempre bajo la atenta mirada del Doctor Jeremy Reed. Si a esto le sumamos una aparición estelar como la de Shonda Rhimes, la todopoderosa, resulta una tercera entrega atractiva y prometedora en la que seguro que encontramos los momentos divertidos y entrañables a los que Mindy nos tiene acostumbrados. Casi siempre.

Anuncios