La tele sigue siendo cosa de hombres


girls-hbo-season-4

A pesar de que las series de Shonda Rhimes tendrán una noche temática en ABC y que repartos como Orange Is the New Black sirven para aumentar el número de féminas que trabajan en la industria televisiva, el estudio anual sobre el papel de la mujer en la industria televisiva vuelve a ofrecer conclusiones que evidencian que si bien el papel de la mujer ha cambiado en la ficción, la transformación no ha sido tan relevante en la realidad de la industria. Y es que según el informe del Centro Estatal de San Diego para el Estudio de las mujeres en la Televisión y el Cine, sólo el 27% de los que trabajaron en las networks durante la temporada 2013-2014, es decir creadores, directores, guionistas, productores y productores ejecutivos, editores y directores de fotografía, eran mujeres. La cifra desciende hasta el 25% si nos referimos a las series de cable y Netflix.

Esta suma supone un descenso de un punto con respecto a los números de la temporada anterior, algo que sin ser preocupante por sí mismo sí revela que no es lo mismo contar historias sobre mujeres luchadoras y pioneras que conseguir serlo. Aunque  sí que es cierto que Shonda Rhimes tiene su efecto, y la ABC es la cadena con el porcentaje más alto de programas con personajes femeninos, con un 44% , seguido de la CBS con un 42%, FOX con uno menos, CW con el 40% y la NBC con el 39%. La media de mujeres que podemos encontrar en los elencos está en el 42% y si se estudia el género de los personajes de las cadenas mencionadas, las mujeres son más habituales en las comedias de situación, con un 46% de los personajes, mientras que en las series dramáticas sólo llegan al 39%. Curiosamente, los personajes femeninos son habitualmente más jóvenes que los masculinos: mientras el 59% de ellas tienen entre 20 y 30 años, el 58% de los hombres tienen entre 30 y 40 años. Respecto de la diversidad racial, algo que tiene un estudio por si sólo, el 74% de los personajes femeninos son blancos, un 14% afroamericanos, un 6% asiáticos y un 5% latinos.

Y con todos estos números, que vienen a decir que lo importante es trabajar en una comedia de ABC representando a una mujer blanca de entre 20 y 30 años (ahora vas y se lo dices a Malin Akerman) el estudio se plantea la importancia que el sexo del guionista tiene en el género mayoritario entre el elenco principal de su creación. Y la conclusión es curiosa: cuando un programa cuenta con, al menos, una mujer en el equipo de guionistas, las mujeres llegan al 46% de los personajes. Si no se da el caso y todos los escritores son hombres, las féminas sólo alcanzan el 39% de los roles. Estos números son bastante similares a lo que sucede si se tiene en cuenta el sexo del creador de la producción, tanto en las cadenas network como en el cable y Netflix. En general las cifras son similares a los últimos años y revelan una continuidad en el día a día de una industria que, como en tantos otros ámbitos de la vida, presume de algo, esas Florrick, Pope, Johnson y Olson, por poner unos ejemplos, que no se esfuerza por apoyar. Porque, entre muchas otras razones, al espectador pocas veces le importa el nombre, o el sexo, del que firma lo que acaba de ver.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s